Tienda

Regalo Cuaresma

0,00

Si todas las Cuaresmas son una invitación a la conversión, este año las circunstancias nos invitan especialmente a ello.

Por eso, queremos regalaros tres capítulos de la serie TE PUEDE PASAR A TI, con historias preciosas y actuales de conversión.

Sus protagonistas no esperaban ningún cambio. Y sin embargo… ¡sucedió!

Para su propia sorpresa y celebración.

Por eso, la buena noticia es que también TE PUEDE PASAR A TI.

Regálate esta oportunidad de que suceda. ¡Lo vas a celebrar!

Descripción

Podrás disfrutar del visionado durante 10 días desde que hayas hecho tu adquisición, con un número ilimitado de visionados.

Capítulo 1: Juan Gonzalo Callejas (Colombia).

En su pandilla había matones, narcotraficantes y blanqueadores de dinero. En su habitación, un gran mural del infierno: “Satán era mi patrón”.Cinco novias: “No las llamaba por su nombre para no equivocarme”. Varios coqueteos con la muerte y un grave accidente en coche le llevan a reflexionar por primera vez en su vida. “Contemplé mi vida en fotografías, pasando ante mis ojos, y no me gustó nada lo que vi. Tenía que cambiar”. Hoy, Juango es sacerdote.

Contenidos:

“Quiero cambiar de vida pero no me atrevo”. El salto de la fe. Dios y la juventud. Confesión: manual para principiantes. ¿Existe el demonio? Experiencias cercanas a la muerte. Noviazgo y sexo.

Público caravana: Jóvenes, entre 16 y 19 años, estudiantes de un instituto público de enseñanza. Saben todo sobre sexo, alcohol, drogas. Buscan respuesta a sus numerosas dudas sobre Dios, de quien han oído hablar, aunque nunca le han tratado personalmente.

 

 

Capítulo 2: Rubén García (México)

Siendo niño escuchó las primeras burlas: “Eres una niña”. A los 15 años tuvo sus primeras relaciones sexuales con un hombre. Durante 20 años fueron incontables. A punto de operarse para ser transexual, una amiga le invitó a un retiro espiritual. “¿Qué Dios me ama? ¿A mí? Yo pensaba que Dios amaba a todos, menos a los homosexuales.”

Dos recetas en conflicto. ¿Cuál conduce a la felicidad?

Receta 1: «Dale a tu cuerpo lo que te pide. No hay nada malo en tener relaciones sexuales, con quien quieras. Dios no tiene nada que ver con lo que hagas con tu cuerpo. Puedes separar el sexo del don de la vida.»

Receta 2: «No todo lo que te apetece te conviene, ni siquiera todo lo bueno. La entrega del cuerpo implica la donación total del ser. La unión sexual ha de abrirse al don de la vida, entre un hombre y una mujer. Cumplir y amar la voluntad de Dios te conduce a la felicidad, aunque te suponga esfuerzo.»

¿Quiénes intervienen?
A unos les han dicho que Dios es cruel y la Iglesia homófoba. Otros han sido acogidos en la Iglesia con amor. Unos dudan de que Dios exista y de que la receta de la castidad funcione. Otros ya han experimentado el amor de Dios y el amor desinteresado a los demás.

 

Capítulo 3: Paul Ponce (Alemania).

Paul fue, de niño, el malabarista más pequeño del mundo y hoy es, posiblemente, el más grande. A los 19 años ya había sido aplaudido en los escenarios más prestigiosos de Londres, Nueva York, Las Vegas, Montecarlo… «pero tenía sed de más, aunque no sabía qué me faltaba.»

En Las Bahamas, entró a una parroquia y se inscribió en la catequesis, sin sospechar que ahí conocería al espectador más importante de su vida.

Su historia nos permite reflexionar sobre estas dos propuestas…

EN LA PISTA 1: «Si quieres ser feliz a corto plazo… ¡triunfa, viaja, gana dinero, ten las parejas que te apetezcan y no dependas de nadie! Yujuuuuu…»

EN LA PISTA 2: «Si quieres ser feliz a largo plazo, desde hoy, entrégate a los demás, sin exigir nada a cambio. Tu cuerpo no es un juguete para alquilar por temporadas. Vence el miedo y súbete al trapecio. Comprométete con una sola persona para toda la vida y forma una familia. Confía en la ayuda del Cielo, no dependas sólo de tus fuerzas. Esta aventura merece la pena.»

En este capítulo, varios artistas de circo charlan abiertamente sobre sus creencias, sobre las dificultades del
noviazgo y del matrimonio, sobre la educación de los hijos. Sin novelas rosas. ¡Bienvenidos al circo, que empiece el «show»!

Seguro que conoces a alguna pareja de novios que estén a punto de casarse… o que hayan decidido «unirse» sin pasar por el altar… o a algún matrimonio que esté pasando por un momento difícil. ¿Qué mejor regalo que recordar que Dios quiere nuestras familias?

También te recomendamos…